Last, but not least

Quizá me esté excediendo demasiado en el tema, pero siento la necesitad de escribirlo.

Hoy ha sido un día complicado para mi. Llevo 24 horas sin pertenecer al equipo al que pertenecía desde hace más de 6 años. 5 entrenadores dirigiéndome y tres categorías diferentes en las que he jugado (Juvenil Territorial, 2º Territorial y 1º Territorial). 2 equipos a los que he entrenado. A uno de ellos, 2 años en infantil, al otro, 2 años en infantil y uno en cadete. 3 logros importantes en 5 años como entrenador: Campeonato de Guipúzcoa, Campeonato de Euskadi y Ascenso a Liga Vasca. Todos los logros, inéditos en el balonmano tolosarra.

45 compañeros distintos. 27 de ellos, retirados uno en otro equipo y 17, compañeros hasta ayer. De todos se aprenden cosas. De algunos de unas maneras más civilizadas y cariñosas que de otros. De estos últimos es de los que menos recuerdo te quedará siempre. Y sobre todo, una sensación. Una sensación después de 6 años en un club. La de la perpetuidad.

 

Creo que el mayor error que se ha cometido en este club, es el de querer perpetuar una estirpe de jugadores, que dieron rendimiento a un equipo anterior, eso no se puede negar, pero que tampoco el rendimiento y el resultado era muy superior al que se está consiguiendo ahora. En los 4 años que el equipo ha tenido plaza en 1º Territorial, el máximo de puntos conseguidos han sido 14. Pero sin embargo, la perpetuidad de los jugadores en el club sigue siendo a día de hoy, a mi humilde parecer, un problema.

Es un problema cuando gente de 18 años se queda sin ficha en un equipo en el que se ve, día tras día, la garantía que está ofreciendo la cantera, que en 5 años de trabajo, ha conseguido ya un ascenso a Liga Vasca y ser Campeón de Euskadi infantil. Como parte del organigrama que trabajó en su día esa cantera, me da mucha pena que prime la veteranía, los años en el equipo y el miedo a apostar por lo nuevo frente a la cantera. Y es que quizá este año, era un año de transición. Un año en el que los 7 juveniles que ha aportado el equipo que el año pasado consiguió el ascenso a Liga Vasca se asentaran en la categoría y cogieran confianza a base de minutos, y entrenamientos, para poder dar un salto cualitativo y cuantitativo el año que viene con otras 6-7 aportaciones, para intentar el ascenso a 2º Nacional, categoría inédita desde hace muchos años.

En vez de eso, hemos conseguido recuperar otro jugador veterano más e incluir en el equipo un jugador que parecía a todas luces el descarte para este año. No se intentó tampoco ampliar el cupo de fichas de18 a19 con permiso de la federación para tener a toda la gente dentro del equipo. En lugar de eso, se opto por dejar pelear a dos chavales de 18 años con otro jugador veterano por dos puestos en el equipo. Los dos primeros se desmarcaron, y por el hueco entró el segundo veterano en cuestión, quizá el que menos culpa tiene en esto, y quizá también el que más ha aportado desde que vino, tanto dentro de la cancha como fuera de ella.

Y todo iba bien. Todo iba bien a principio de temporada cuando la gente estaba contenta, todos soñábamos con hacer equipo y una bonita temporada, y todo se vino debajo de la noche a la mañana. Llegaron los momentos en los que los nuevos no contaban para nada, que solo eran parte del banquillo. Quizá no estén para dar un relevo de garantías de media parte a sus competidores, pero, ¿ni siquiera para 5-10 minutos por partido? Me cuesta creerlo. La suerte que había era que estos no levantaban la voz, pero yo me calentaba cada vez más. Veía decisiones sin nada de lógica, entrenamientos sin tensión y críticas desmesuradas a ciertos integrantes del equipo cuando a otros muchos se les perdonaba todo.

Todo iba bien mientras se conseguían las victorias. Pero la primera derrota apareció, el primer mosqueo gordo y las primeras grietas. La gente más mosqueada, menos gente a entrenar. La segunda dejaba ya al equipo casi en tierra de nadie, y las dos habían sido contra rivales directos y en casa. Y este viernes, llegó la definitiva. El partido, la jornada en la que uno de los 3 pivotes del equipo estaba enfermo, el entrenador deja al tercero y a un jugador que podía jugar en esa posición, sin convocar, llevando a 5 extremos potenciales para jugar con 3 durante todo el partido. Una de tantas decisiones que no entiendo.

No es menos verdad, que el calentón por una bronca, por otro lado justificada, es la gota que colma el vaso de esta historia. La gota que colma el vaso que se ha ido llenando poco a poco con cosas que te minan la moral, y que te hacen replantearte una y otra vez si estás empleando el tiempo en lo adecuado, y sobre todo en el sitio adecuado.

Tengo la sensación de haber vivido esta situación, y acabó mal. Por suerte, esta vez hay cantera abajo, y habrá chavales que quieran jugar al balonmano. Si se les deja.

Es una decisión difícil y que me ha costado tomar, que no es cosa de un día y que nadie me va a hacer echar atrás. Me han dicho que es por orgullo, por cabezonería. Ni siquiera la gente más cercana a mí me cree que lo deje, pero si algo tengo que mantener hasta el final son mis principios.

E-mails, mensajes y conversaciones con amigos de verdad, los agradezco todos, pero esto se acabó, por lo menos aquí, y por lo menos hasta que las cosas que se prometen se cumplan, en todos los estamentos del club. Ese día, seguramente pediré volver, porque me costaría mucho enfrentarme a este escudo. Y quizá y con todo el derecho del Mundo, me digan que no. Y entonces lo respetaré sin problema.

Espero que esta vez si, sea mi último post sobre este tema, que ya va pareciendo que es la retirada de Messi del fútbol, y esto, ni es fútbol, ni mucho menos soy tan importante como Messi.

Anuncios

Publicado el 19 diciembre 2011 en La vida es algo más. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: