Dos mitades distintas

l Tolosa jugó en Egia el que fue posiblemente uno de los peores partidos de la temporada ante un rival muy superior 43-31.

El equipo tolosarra viajaba hasta la capital guipuzcoana con 12 jugadores ante las bajas a un partido que ya se preveía complicado sobre el papel. Pese a tener los objetivos del partido muy claros no hubo siquiera opción de ponerlos en práctica en los primeros instantes de encuentro donde la tónica general fue la pérdida de balón. Ni el ataque en primera y segunda oleada, ni el ataque estático funcionaron durante el primer cuarto de hora, ya que las pérdidas de balón continuas en la transición de balón en la primera línea, dejaron el partido resuelto en esos primeros minutos 14-4. El Egia, usando sus armas de correr mucho y contragolpear ante los errores tolosarras, fue abriendo hueco en el tanteador durante el resto de la primera mitad en la que los tolosarras comenzaron a carburar algo en el juego. La primera mitad terminó con un balance muy negativo para los intereses visitantes, con un 23-10 que dejaba el partido, más que sentenciado.

En la segunda mitad y sin casi opciones de ganar, los tolosarras plantaron una defensa muy ambiciosa de 3-3 con las líneas muy adelantadas, y en contra de lo ocurrido hasta la fecha, funcionó. El Egia tenía problemas en la circulación y el robo de balón se convirtió en habitual en las defensas tolosarras que conseguían gol con mucha más facilidad que en la primera mitad, gracias a las transiciones defensa ataque. Los minutos iban cayendo sin que la diferencia rebajara, pero sin que aumentara tampoco. La parte positiva del partido llegó en los minutos finales del mismo en los que el Tolosa supo mantener la renta y jugar de tu a tu a un equipo que pese a todo bajó algo el rendimiento y la concentración debido a la holgura que mostraba el marcador.

El balance final del encuentro, algo descafeinado, se debió de una manera clara a la poca intensidad y las pérdidas de balón de la primera mitad, cerca de 15, que dejaron sin opciones a los tolosarras. El próximo encuentro será mucho más definitivo en el devenir de la temporada ya que el Pulpo, último clasificado, visita Usabal este fin de semana en un partido clave por la permanencia.

Tolosa C.F.: Trufo, Estanis Arsuaga (6), Xabier Aguirre (8), Jon Ormazabal (1), Txurzun (5), Ander Azkue y Aritz Garmendia (2) – siete inicial – Josu Basagoitia, Jon Baena (p.s.), Julen Oliden (5), Jokin Ormazabal (1) y Jon Kaminos (3)

El equipo juvenil fue el único de los filiales que disputó partido este fin de semana, en la final por el campeonato de Euskadi de categoría territorial, en la que no pudo alzar el trofeo tras caer ante el Urdaneta 32-35 en un partido que no destacó por el buen juego al que nos tiene acostumbrados el equipo, pero que sirve para clasificarse para Liga Vasca para la próxima campaña.

 

Anuncios

Publicado el 14 febrero 2011 en Sin categoría. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: