Real Sociedad S.A.D

Mañana es un día grande, para la historia txuri-urdin.

No es el día en el que se cumplirán 100 años, ya que eso será el 9 de Septiembre de este año. Mañana sin embargo, y con un invitado de excepción, la afición realista, vibrara, disfrutará y gozará con su equipo de su corazón, con el equipo de sus sueños, con su equipo del alma. El Real Madrid viene a Anoeta con todo el plantel. CR, Kaká, Benzemá, Raul, Iker, Guti, pero sobre todo, Xabi Alonso.

Xabi volverá a la que fue su casa, el sitio en el que más ha sido querido, el estadio que le vio agrandar su leyenda. El mejor jugador que ha salido de la cantera txuri-urdin, por lo menos en cuanto a palmarés, volverá mañana a su casa, para recibir la ovación que no se le pudo dar en su último partido como blanquiazul. El resultado mañana, será lo de menos, aunque todos saben que el Madrid mañana no ganará 3-0, porque saben que vienen a una fiesta, y no tendrán intención de empañarla. Es probable que Xabi esté en los 11 jugadores que salten al campo poco antes de que se den las diez de la noche, pero todos los que ocuparemos un lugar en la grada mañana, esperamos que Pelegrini sepa quien es, a donde ha venido, y que tiene que quitarle en el minuto 70, para recibir la mayor ovación que haya recibido nunca un jugador de otro club en Anoeta.

La llegada del hijo pródigo, vendrá acompañada de la presentación oficial del club, de un video de los mejores momentos de los 100 años de historia de nuestro club, de un calentamiento previo, un show musical con la interpretación, del himno del centenario.

Para gustos, los colores. Pero mañana, Anoeta debe de ser una fiesta. Una fiesta por todo lo alto, en la que colaboremos todos los que estemos presentes. Aunque nos parezca ridículo levantar una cartulina, aunque nos parezca de chiste encender una vela, aunque no nos guste el himno, aunque el Madrid haya sido pitado siempre en Donosti, y aunque nuestro voto fuera a otro diseño de camiseta. Debemos olvidar la directiva que tenemos, los fallos pasados, nuestra situación en Segunda División, y cualquier otro rencor que tengamos dentro de nosotros. Recibir con una ovación al equipo, animarlo todo el partido, sumarnos a cantar el himno, emocionarnos con el Zorionak Zuri del final, y corear al ídolo de masas que mañana vestirá de blanco, es un deber de cualquiera que mañana entre en Anoeta.

Mañana es una fiesta, y debe de serlo desde el primer minuto hasta el último. Desde que pisemos terreno sagrado hasta que salgamos buscando la noche, y una pequeña fiesta que seguirá en los alrededores del estadio.

Mañana Donostia es realista, y los realistas estamos de enhorabuena porque nuestro club, el que nos ha dado, algegrías y tristezas, gloria y desgracias nos necesita, y es nuestro deber estar allí.

Todos a una

Aupa Real! Gora Real!

Real Sociedad

Real Sociedad

Anuncios

Publicado el 14 agosto 2009 en Real, Siempre subjetivo. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: